películas de época película de época mejores películas de época románticas mejores peliculas de epoca lejos del mundanal ruido

Película de época buena y llena de pasión: Lejos del mundanal ruido

A veces no toda película por ser de época es buena. Es cierto que la ambientación ayuda. Pero sinceramente, apasionada como soy del romance histórico, he visto cada bodrio que encontrar una que cumpla con los estándares exigidos es difícil. Sin embargo, Lejos del mundanal ruido puedo asegurar que es una película de época buena  llena de pasión y romanticismo.

Mi coprotagonista masculino favorito y supongo que el de la mayoría nada más empezar la película es el atractivo granjero. Sin embargo, la vida no siempre nos presenta a las personas en el mejor momento y la protagonista, por más que nos resulte inaudito, rechaza al primer pretendiente. ¡Pero entonces nos quedaríamos sin una de las mejores tramas del siglo XIX! Tanto por el juego descarado de la protagonista con tres hombres, como por su rechazo al compromiso, de lo más escandaloso para la época.

Porque para entender a esta mujer hay que saber un poco de la actitud patriarcal del momento y de la gran rebelión que ella es consciente de provocar en la sociedad.

La última vez que vi Lejos del mundanal ruido fue con mi madre. Ella no entendía qué le pasaba a esa chica. ¿Por qué no se decía de una vez? Ahora sí, Ahora no… ¿Cómo explicarle las complejidades que existen en el interior de una muchacha emancipada en una sociedad donde la mujer ha nacido solo para casarse?

Considerada como una de los alegatos feministas de la época (mediados del siglo XIX), Lejos del mundanal ruido, es una película de época buena y  romántica basada en la novela de Thomas Hardy que te recomiendo encarecidamente.

La novela, en su día, fue publicándose en capítulos en la revista Cornhill Magazine y para Thomas Hardy se convirtió en su gran éxito, sobresaliendo por encima de cualquiera de sus otras obras. Pero ¿cuál es el secreto de esta obra llevada a la gran pantalla por Thomas Vinterberg?

Película de época buena y romántica: tres hombres y una sola decisión.

Ambientada en la Inglaterra rural de 1870, se trata de la cuarta novela de Thomas Hardy, escrita en el año 1874. En ella, se narra la historia de Bathsheda Everdene, quien vive con su tía en una granja tras recibirla como herencia de su tío. De esta forma se convierte en la mujer más joven en convertirse en propietaria de una granja. En esta situación, se ve “socialmente” obligada a buscar un marido.

Es aquí cuando aparecen los tres hombres que definirán su destino y la evolución de la trama de esta película de época buena y llena de ternura, tres hombres con personalidades muy diferentes. El primero que aparecerá en su vida será Gabriel Oak, un pastor que ha acabado en la ruina y necesita de la ayuda de Bathsheda para encontrar un trabajo. Es un hombre atractivo, brusco y silencioso, y tiene poco que ofrecer a la joven, sin embargo es la representación del amor que surge de forma lenta, en cada pequeño detalle.

Hermosa banda sonora para inspirarte

 

El segundo hombre es Troy, un sargento de lo más seductor que aunque no tiene una posición privilegiada, es ambicioso y caprichoso. A pesar de tener escarceos amorosos con una criada, se siente fuertemente atraído por la joven Bathseda.

El tercer pretendiente es el más maduro, Boldowood. El amor que este hombre representa es el de protector, incluso el más paternal. Representa la calma, la estabilidad, el posicionamiento que toda mujer busca en aquella época. Es un caballero respetuoso y galante pero no tiene la jovialidad de Gabriel y el atractivo de Troy.

Una película de época buena y llena de romanticismo que nos presenta el dilema de una mujer que debe escoger entre la respetabilidad y la pasión.

Y así transcurre la vida de Bathseda, entre el encuentro de sentimientos y emociones que sus pretendientes le provocan. Se trata de una trama compleja, profunda, de aquellas que se deben disfrutar poco a poco para poder entender la personalidad, a veces un tanto difícil, de cada personaje. Algo que Thomas Vinterberg ha sabido reflejar a la perfección en su adaptación al cine y es que el director ha sido especialmente fiel y riguroso al guión original, algo que los lectores de la novela agradecerán.

Lejos del mundanal ruido es uno de esos melodramas  en la que todo encaja: una protagonista brillante, personajes secundarios que destacan casi tanto como la propia Bathsheda y un desenlace inesperado que pone el broche final a una obra de calidad intachable. Es la película y la novela ideal para amantes de grandes dramas, profundos y llenos de pasión, de esos que con toda seguridad, no te dejarán indiferente.

El amor que poco a poco vence 

Más películas y series de época buenas:

Enamorada de Poldark, una de las series románticas de época que no puedes perderte.

Series sobre libros de Jane Austen: Lost in Austen, diversión asegurada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *